GhostRider - Espíritu de venganza

"Segundas partes nunca fueron buenas", aquí se cumple totalmente. Nota: 3,9.


 

No hay por donde cogerla.

 

La primera adaptación si que me llamó bastante la atención, no es que me agradará mucho la elección de Cage como responsable de encarnar al personaje pero en cualquier caso no me dejó para nada mal sabor de boca tras verla.

 

En este caso, la sensación es totalmente opuesta. Como ya digo, no hay por donde cogerla.

 

Un argumento carente de sentido y peso, unas escenas muy visuales pero poco coherentes, unos diálogos absurdos y un resultado de relleno.

 

Lo que sí que siguen currándose son las llamaradas entorno al cráneo asi como las transformaciones parciales y espontáneas, pero lo que vienen siendo las escenas de espacio abierto y de conducción dejan mucho que desear. Esta vez no han respetado detalles como el diseño y modelo de la moto, para darle continuidad a la primera parte, asi como tampoco las tachuelas o cadenas que aliñaban la chupa de cuero que viste.

 

Buen personaje, pero grandísimo truño esta secuela.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar