Resident Evil 5: Venganza

Malísima. No hay por donde cogerla. Nota: 3,5.


 

Maldita sea... si la saga podría ir más a peor lo han conseguido con creces. Es para mí sin duda la peor de todas. No la quité al de media hora por darle una oportunidad, pero es que segun iba pasando cada vez tenía más aspectos que criticar, y ya decidí verla entera para poder dedicarle un artículo a esta obra maestra.

 

----- AVISO: A PARTIR DE AQUÍ, HAY SPOILERS. -----

 

Iré escena a escena, para intentar no dejarme nada y mantener un orden. Resumiré las impresiones negativas y las cuestiones absurdas.

 

El mar, el barco, el ataque aéreo...

 

Esta parte sigue justo donde acabó la anterior, cuando un gran número de naves se acercaban volando al barco en el que huían. Lo primero que se ve, durante los créditos, es lo que acontece tras estos momentos pero en reverse y slow. Mientras lo estaba viendo pensé, "por favor que no rellenen poniendo después la misma escena pero en normal..." y así fue, lo ves todo otra vez sabiendo que acaba con Alice a remojo. Para colmo, hay cientos de tiradores ametrallando a discrección y ninguno es capaz de hacerla un rasguño a pesar de estar perfectamente a tiro en medio de la cubierta. Vamos, relleno. Lo que sí me gustó de esto es que te hace Alice un resumen rápido desde la primera parte, para que no te pierdas con tanta secuela similar, aunque el detalle de que te lo cuente a ti mirándote a los ojos directamente no tiene coherencia.

 

Simulación del brote.

 

Aquí podemos ver una simulación de un brote del virus, en un barrio recreado con clones (de esto hablaré luego). Lo que no pega es que la casa esté en silencio hasta el último momento y justo cuando Alice y la niña salen a la calle hay golpes, gritos, sirenas, disparos... el brote colectivo que ocurre, ¿en 2 segundos?. Eso o las casas estilo Wisteria Lane están insonorizadas a tope. Cuando suben al coche ni Alice ni la niña se ponen el cinturón, además de sentarse ambas en el mismo asiento de copiloto. Un camión les arrolla el culo provocando que hagan un invertido y vuelquen frontalmente pero oye, de nuevo ni un rasguño y salen como si nada. Acaban en una casa lejos de la suya y el segundo infectado en encontrarles es justamente el que hacía de su marido?

 

 

Tokio. Segunda simulación.

 

Aquí Wesker ayuda a escapar a Alice de la sala de interrogatorio sin que ella lo sepa. Sale por una puerta desde un pasillo con los míticos lásers en rejilla para barrido, que misteriosamente desaparece tras hacer la cámara 360º. Los clones aparecen de una manera aun más misteriosa. Otro brote que se propaga en segundos. Continua la acción adentrándose en un pasillo infinito diferente al que usó para salir, mezclando Blade, Underworld, Matrix, Aeonflux,... Alice se encuentra con Ada y tras movimientos imposibles charlan sobre que está pasando en el mundo. Ponen ella y Wesker a Alice al día.

 

Un par de hombretones para un par de chicas guerreras.

 

De nuevo en las calles simuladas, Alice y Ada se enfrentan cada una a un Verdugo. Alice es una egoista y no es capaz de dejarle una de sus dos ametralladoras a Ada la cual se conformó con quedarse únicamente con una pistola, dejando un arsenal disponible en la anterior escena. Estas dos campeonas son capaces de hacer explotar un depósito de un taxi a escasos metros y de nuevo no percibir ni un rasguño.

 

Batalla campal en Moscú.

 

Da igual que un centenar de soldados ataquen incluso con artillería pesada, a 5 aventurados por las calles de Moscú, que no darán a nadie a pesar de asomarse del todo bien visibles desde unos escaparates. Tiene que ser ya cuando se han colado donde se refugiaban y con una motosierra en vez de disparos cuando por fin matan a uno. Que absurdo.

 

La casa de Wisteria Lane.

 

Alice y Ada se adentran en otro escenario de simulación, y que casualidad que dan justamente con la casa de la otra escena, donde estaba la niña y la falsa Alice tras el accidente de coche. Son atacados por Jill, Rain y alguno más. Ada es tan rápida que desde que dispara Rain un proyectil hasta que explosiona en la casa, le da tiempo a moverse por la cocina, coger la ametralladora del enemigo caido, hacer un círculo perfecto sobre el suelo y bajar. Poniendo el proyectil en slow no nos engañan.

 

Rescate en coche.

 

Volvemos a la zona de Moscú, sorprendentemente el tiroteo ha finalizado a pesar de todos los enemigos que quedaban. Salen por un escaparate donde les recibe el Licker que decide tragarse al que menos amenaza supone, pero muy oportuna aparece de manera inexplicable Alice en un elegante RollsRoyce, el cual usa para darle un golpe lateral a modo de trompo al Licker y librarse momentáneamente de él. El coche queda intacto en un primer momento. Luego aparece con 4 marcas como de garra gigante, cuando en ningun momento el Licker daña el coche. La del coche es posiblemente la peor escena de toda la película, o al menos candidata. Aparecen de nuevo más enemigos en vehículos y motos. Aquí tampoco se daña a nadie a pesar de la cantidad de disparos. Y en unos momentos parece como si el coche fuera blindado pero en otros queda claro que no.

 

Incluso con artillería pesada, el coche puede quedar como un colador que nadie recibe un balazo. Horas después de que les estén atacando se les ocurre la obvia idea de contraatacar disparando desde el coche hacia atrás. Por evitar un RPG, tienen que atravesar una furgoneta y lo consiguen como si fuera de cartón en vez de metal. Tras más disparos y deshacerse de otro enemigo abriendo la puerta del coche, llega el Licker de nuevo y con él la peor escena por si todo lo acontecido hasta ahora fuera poco: bajan y acceden al metro por las escaleras, grindando los apoya-manos con el coche en diagonal (esto supera lo de Triple xXx subiendo el Cobra a las vías del tren). Siguen a pie, se unen a Rain y la niña Becky, y a falta de mapa Alice usa las gafas que Ada le dio para guiarse (esto supera a Ethan en el comienzo de MI2).

 

La huída interrumpida.

 

Llegan al ascensor pero el insaciable Licker se lleva a la niña. Aparecen los malos en escena, y por fin con apenas unos disparos alcanzan a uno. Aleluya! Más tiroteos, para variar. De mientras Alice, sube a rescatar a la niña, y consigue en pocos disparos lo que nadie en muchos, tumbar al Licker. Cuando volvemos donde el tiroteo, siguen disparándose, al estilo como antes de asomarse del todo inexplicablemente. Todo acaba en chantaje con rehén, y algun muerto más. Se salvarán por la interrupción de la inundación del complejo debido a una bomba.

 

La fábrica de clones.

 

En la huída de Alice y la niña, pasan por una fábrica de clones (me imaginé que saldría algo así cuando lo contó Ada). Entre otras cosas, lo que más me cuesta encontrar con sentido, es al hecho de que la gente clonada se coloque en su sitio y aparezca en la simulación como si nada. Es que todo este asunto de las simulaciones es tan absurdo que te puedes tirar horas criticándolo. Aparece lo que quiero pensar que es otro Licker, pero no, es por supuesto el inmortal de todo el rato. Menos mal que Alice tiene un lanzacabos estilo Batman y un explosivo a mano para que por fin el Licker deje de molestar.

 

El submarino y el parásito.

 

Aquí es que nadie quiere morir o qué? Mientras iban con el camión oruga por las llanuras heladas, emerge un submarino de Umbrella con Jill, Ada y Rain. De nuevo chantaje rehén. Nadie está realmente abrigado pero aunque se esté a bajo cero nadie pasa frío. Asi que además de inmortales son personas muy calientes. Rain se inyecta un parásito que enseguida le proporciona invulnerabilidad, de hecho su cuerpo ni se ve dañado por las balas. Mientras, Leon y West se ensañan a dispararla a ella inútilmente en vez de a Jill para detener la paliza que le está dando a Alice con saltos y golpes imposibles. Jill despliega su lanza (esto supera a la extensible de Predator) a la vista de los piolets de Alice. Rain expulsa las balas recibidas en el tronco y en vez de sacarlas por donde entraron recorren sin sentido todo el brazo (esto supera a Lobezno). Leon y West sufren fracturas, al igual que Alice, en plan radiografía (esto supera a Romeo debe morir). Acaba con Rain hundiéndola en el agua subsuelo y a Jill la espabila arrancándole el aparato que la controla del pecho (esto supera a los brazos de Octopus).

 

Del Norte de Rusia, a Washington, en helicóptero, en un abrir y cerrar de ojos.

 

Se encuentra Alice con Wesker en la Casablanca, le inyecta algo para que de nuevo sea la Alice asesina imparable, le habla del enemigo común que es la Reina Roja y le muestra como está el panorama, un recinto sitiado defendiéndose de los ataques externos de una plaga extendida. Acaba con cámara alejándose para variar y volviendo a dejar bien abierto el argumento para cuando quieran deleitarnos con el truño de RE6 y el subtítulo malo que se les ocurra. Quien lo iba a decir, Wesker y Alice, dados de la mano.

 

Y esto amigos, es lo que más destaco de porqué me ha parecido un truño infumable, una basura de película y una manera buenísima de perder tiempo ante la pantalla.

 

El tráiler intenta confundir, engaña y mucho, no se parece en nada a lo que luego te transmite la película entera.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar