Limp Bizkit [11.9.10]

CON-CIER-TA-ZO.


Las 21:00 aprox. Los teloneros The BlackOut hacen su directo. Aquí el cantante se fue a cantar colgado boca-abajo de las escaleras.

 

Me parece muy mal que en las entradas y carteles pusiera eso de "artista invitado" sin definir de qué grupo se trataba.

 

Sonaron realmente bien. Están muy locos, todo hay que decirlo.

 

Acudí al concierto con Suaña.

 

Pocas veces la Fever habrá estado tan llena por un directo. A la hora de estar Limp Bizkit no había ni huecos ni aire.

 

Descubren el tinglado, batería y demás y resulta que...

 

... tenían preparada una Ikurriña.

 

La batería de Otto, increíble.

 

Y por fín aparecen uno a uno, en última instancia, Fred.

 

El alocado guitarrista Wes Borland, se calzaba una máscara infernal durante los primeros temas. Todo lo negro del torso, pintado.

 

Sam Rivers, bajista.

 

Durst, tuvo un breve enfrentamiento con uno de sus agentes de seguridad, a la hora de subirse en las vallas.

 

Apenas estaba a un metro.

 

En la pausa, vacilaba con el público y conversaba con ellos.

 

Wes sin máscara. Es que no sé ni como aguanta el calor.

 

Tras el amago-pausa, cambio de indumentaria y regresa con balada de Behind blue eyes.

 

El repertorio. Casi todo singles y éxitos, los conocidos.

 

El calor era infernal. Cualquiera de los asistentes salió con una sudada seria. Yo en esta ocasión también hice de las mías, y aproveché el moshing del comienzo con Rollin para colocarme en la primera fila y así disfrutarlo como merecía, que no todos los días vienen grupos como éste, a 3 kms de mi casa.

 

Fue un conciertazo, disfruté como hacía tiempo que no lo hacía, hubo una aglomeración bastante serie de gente agolpada en las primeras filas, bastantes "fuck´s" en voz alta para variar y alguna que otra petición de tema por parte de los asistentes. La duración es lo que no me terminó de convencer. Estuvieron unos 55 minutos tocando, luego 15 de descanso-amago y luego otros 15 de temas. Debería de haber durado un poco más la verdad, que por repertorio no será.

 

Creo que las que más engorilaron al personal, fueron: Rollin, My generation, My way, Break stuff, Nookie y finalmente Take a look around. Sin duda, me hubiera arrepentido de haber pasado sin acudir, que además como ya decía, un grupo como éste es impensable que pise Bilbao. Es una pena que bajaran el listón, ya que hacia el año 2000, año arriba año abajo, tenía un éxito capaz de llenar el BEC.

 

Galería de Fotos OnLine

Descarga: 3264x2448

Vídeos

The BlackOut

Limp Bizkit

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar